Aunque hoy en día los dirigentes del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación (SNTE) aparentan estar luchando por los miles de docentes en el país, su estrategia está fallando, ya que en todos los estados los maestros luchan por rescatar sus derechos laborales, por ser reinstalados en sus puestos de trabajo tras los ceses por la mal llamada Reforma Educativa, otros tantos luchan porque les paguen sus salarios, otros por recibir servicios de salud dignos, toda una serie de problemas que los funcionarios del sindicato no atendieron en los pasados seis años.

Sí, el gremio magisterial es un polvorín, en cada entidad existen diversas problemáticas que se desatendieron en el sexenio de Enrique Peña Nieto y que la dirigencia actual del SNTE y la del ex secretario Juan Díaz de la Torre solapó.

Hoy los maestros día a día esperan que se anuncie qué día se van a realizar las elecciones para elegir nuevos dirigentes en el SNTE, los docentes luchan desde sus aulas para que pronto puedan ir a las urnas y con voto libre, directo y universal elegir a quien los represente con honestidad.

Los trabajadores de la educación han despertado, votaron por el actual Presidente Andrés Manuel López Obrador y esperan respuesta a tener un sindicato democrático con dirigentes elegidos en las urnas.

Los tiempos se han alargado, la desesperación de los docentes cesados está al límite, la lucha sigue pero hay días en que no tienen para comer o tomar agua, como es el caso de los maestros en Sonora, sin embargo no bajan la guardia, siguen en pie de lucha, defendiendo sus derechos y esperando que se cumpla la palabra empeñada por López Obrador en campaña de reinstalarlos.

Con información de MxM Nacional y foto cortesía

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here