Dirigentes del SNTE apoyan de nueva cuenta por conveniencia

0
453

Así como hace seis años y medio los encargados interinos del SNTE se pone del lado que le conviene, sí, Alfonso Cepeda Salas, respaldó la Reforma educativa avalada recientemente por la Cámara de Diputados, y pidió al Senado ratificar el decreto en la materia que le envió la colegisladora., así lo hicieron con la reforma de Peña Nieto y hoy lo hace con la del Presidente, Andrés Manuel López Obrador.

En conferencia de prensa donde fijó la postura del sindicato magisterial en torno a la reforma al artículo tercero constitucional en materia educativa, el líder gremial afirmó que el SNTE no es un sindicato del gobierno, “pero sí somos un sindicato institucional”.

“Hemos decidido ratificar nuestra posición de acompañar al presidente Andrés Manuel López Obrador para difundir los contenidos del acuerdo y participaremos en las leyes secundarias realizado foros”, indicó Cepeda Salas al tiempo que afirmó que la nueva reforma incluye la mayoría de sus propuestas.

Aseveró que “siempre hemos trabajado por la educación de México, no nos ha interesado el color, ni la afiliación ideológica del presidente en turno; lo cual significa que defendemos nuestra causa, independientemente de cualquier contexto político, nuestra causa es la educación pública y la formación de los niños y jóvenes de México”, expresó.

Al afirmar que el presidente Andrés Manuel López Obrador está cumpliendo con su promesa de defender la escuela pública y la dignidad de los maestros, destacó la firmeza del mandatario para cumplir el compromiso de abrogar la reforma educativa 2012-2018, la defensa del normalismo, además de su disposición para reivindicar el salario de los trabajadores de la educación, el respeto a la autonomía sindical, “específicamente a la soberanía del SNTE”.

En relación a la evaluación del magisterio, indicó que desde el inicio del proceso se dejó en claro que apoyarían a los maestros que por una causa u otra no estuvieran de acuerdo con presentar la misma y como resultado de ello, más de 1,000 profesores fueron apoyados mediante amparos que están en curso.

Sobre a la intensión de la maestra Elba Ester Gordillo de regresar a la dirigencia del sindicato, señaló que es un tema que desean no tocar, pues dijo, en este momento es más importante fijar la posición de la mayoría institucional del SNTE con respecto al proyecto de decreto enviado a la Cámara de Senadores.

En este marco el dirigente del SNTE negó que sea un sindicato pequeño ya que está integrado por más de 2 millones de trabajadores, 1 millón 650,000 trabajadores en activo, y aproximadamente 800,000 jubilados y pensionados, para un total de más de dos millones de trabajadores de la educación.

Con información de El Financiero y foto especial

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here