Si los maestros esperaron y lucharon por seis años para ver abrogada la mal llamada reforma educativa de Peña Nieto y soportaron ceses, malos tratos, hostigamiento laboral, mínimos incrementos salariales, injusticias, entre muchas cosas más, van a seguir luchando hasta que Alfonso Cepeda Salas y la dirigencia interina actual del SNTE convoque a elecciones con voto libre, secreto y universal.

El sindicato no está por encima de los maestros. El sindicato está para servir a los maestros, para que sea gestor de los problemas que a diario enfrentar fuera y dentro del aula, no para cobrar solamente las cuotas y hostigarlos, como sucedió los últimos seis años.

Los docentes están en pie de lucha para transformar y democratizar al SNTE, no desean que continúen las mismas prácticas de los últimos seis años, en donde el sindicato entregó a los docentes al gobierno de Peña Nieto por medio de una reforma educativa que acabó con sus derechos laborales ganados en los últimos 50 años, los dejó sin empleo y fueron satanizados como “flojos”, esos dirigentes no quiere el magisterio.

Busca personas comprometidas con el gremio, que atiendan las necesidades, que no se entreguen al gobierno en turno por dinero (millones y millones), sino que atienda las necesidades de cada maestro y maestros, eso es lo que busca Maestros por México democratizar el SNTE, que todos tomen decisiones y no solamente unos cuantos.

Con información de MxM Nacional y foto cortesía

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here