La Nueva Escuela Mexicana

0
530

Por: Ricardo Aguilar, Coordinador Región Sur – Sureste de MxM

El C. Secretario de Educación Pública ha fijado su postura con respecto a la Reforma Constitucional en materia educativa que el Gobierno de México ha emprendido para devolver a la educación, su carácter laico, gratuito y público. Por lo que :
• Coincidimos con el C. Secretario en diseñar y construir un nuevo andamiaje institucional que considere a la educación un bien público al servicio de la República.
• Creemos que la educación es la fuerza motriz de los cambios que anuncian la prosperidad, eliminan la pobreza y la miseria.
• Creemos en la necesidad de operar un nuevo modelo educativo que incorpore y recoja todo el saber pedagógico orientado a mejorar la enseñanza y el aprendizaje.
• Sostenemos que la inclusión es un instrumento fundamental para construir la Nueva Escuela Mexicana: creemos que todos los modos de pensar enriquecen la práctica educativa.
• Apoyamos las propuestas educativas que reconocen la diversidad de nuestras culturas y los territorios que conforman nuestra Patria.
• Reconocemos ampliamente el papel protagónico de los maestros a lo largo de la historia de México y de su legado solidario y fraterno.
• Aceptamos el compromiso histórico de transformar la educación mexicana y adaptarla a los cambios civilizatorios que hoy vivimos.
• Queremos que México sea un protagonista en los procesos de planetarización aportando su riqueza biocultural y su conciencia ecológica.
Para ello simpatizamos con el Gobierno de México para diseñar y construir un nuevo modelo pedagógico; centrado en la reconstrucción de nuestras escuelas para volverlas espacios fraternos vinculados a las necesidades de las comunidades donde se pueda reconstruir los tejidos sociales que han sido dañados por gobiernos y adminsitraciones fallidas y corruptas.
Hemos señalado: ningún cambio prosperará si no cuenta con la participación incluyente y el compromiso convencido de los maestros. Saludamos la posición, que nos anuncia el fin de las decisiones cupulares sin consenso y a espaldas del magisterio.
Es por ello que esperamos que estos conceptos sean concretados en la legislación secundaria en materia Educativa, que se cree un fuerte andamiaje normativo que haga prevalecer el mandato de la Constitución, ya reformada en los artículos correspondientes.
Estamos convencidos que estos preceptos, objetivos y mecanismos, deben estar debidamente tratados y aprobados, por lo que no dejaremos de aportar nuestras ideas para su logro e instrumentación.

Sabemos que lograr un consenso jurídico-institucional es una tarea compleja que amerita capacidad de diálogo y apertura. Será una tarea difícil pero no imposible. El Gobierno de México contara con la fuerza y el apoyo crítico pero constructivo de los maestros para construir la Nueva Escuela Mexicana.
Hagamos posible esta gran hazaña, por las niñas, niños, adolescentes y jóvenes de México, pues la educación, debe ser el principal motor del cambio.

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here