El pasado lunes regresaron a clases más de 26 millones de alumnos de educación básica, que son atendidos por más de un millón 200 mil maestros, los cuales están comprometidos a realizar su mejor esfuerzo en la Nueva Escuela Mexicana, destacó Alfonso Cepeda Salas, secretario del SNTE, quien ya no estuvo al lado del Presidente Andrés Manuel López Obrador dando el mensaje de bienvenida del nuevo ciclo escolar, sino que lo tuvo que hacer vía una carta, sí, porque ya no es bienvenido en las esferas cercanas al mandatario y no apareció en la foto oficial.

Nunca en los últimos 25 años, un supuesto “líder” del SNTE había estado fuera del acto protocolario del arranque de clases, y el lunes 26 de agosto no estuvo, síntoma inequívoco que al negarse a convocar a elecciones con voto libre, secreto y universal en el sindicato, no es bienvenido en donde se encuentre el Presidente López Obrador.

Por ello, Cepeda tuvo que decir en su discurso vía carta que el magisterio está comprometido con la Nueva Escuela Mexicana, cuando eso es un logro del Presidente y de los maestros, al acabar con la reforma educativa de Peña Nieto e impulsar una nueva, así que aunque el titular del sindicato ahora se quiera colgar la medalla, es claro que ya ni el Presidente lo quiere en sus actos oficiales.

En un mensaje de bienvenida al Ciclo Escolar 2019-2020, enviado a las maestras y los maestros de todo el país, subrayó que los docentes “forjan a la Patria desde las aulas, todos los días contribuyen a la transformación de la vida de millones de mexicanos, al sembrar en los alumnos las oportunidades de un mejor futuro para ellos y sus familias. Esa es nuestra mayor contribución a la Cuarta Transformación, encabezada por el Presidente de la República”.

Cepeda Salas reconoció la participación de los maestros en la construcción del Nuevo Acuerdo Educativo, al aportar valiosas propuestas que quedaron integradas en los artículos 3°, 31 y 73 de la Constitución.

Ahora, dijo, “el desafío es que todos los derechos ganados se plasmen en las leyes secundarias, en eso estamos trabajando, no estamos pidiendo dádivas ni privilegios, sólo lo que en derecho nos corresponde”.

En tanto que, a los padres de familia, Cepeda Salas les reiteró que el SNTE está plenamente comprometido con la defensa de la escuela pública, la educación inclusiva, laica y gratuita, que permita formar integralmente a los niños y jóvenes del país.

El discurso de Cepeda Salas de unidad para el magisterio, no existe, ya que los maestros, maestras y trabajadores de la educación saben que estuvo de parte de la reforma educativa que les quitó sus derechos laborales, que los llevó a la persecución y a perder sus empleos, por lo cual no creen en Cepeda.

Con información de Al Momento y MxM Nacional y foto especial

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here